Inicio Especialidades Tratamiento de la ATM
Tratamiento de la ATM PDF Imprimir E-mail

La ATM es la articulación que hace posible abrir y cerrar la boca. Es dónde la mandíbula se articula con el hueso temporal del cráneo, delante del oído y en cada lado de la cabeza. Se utiliza al masticar, hablar, tragar, bostezar, etc. Por ello, es una de las articulaciones más usadas en el cuerpo. Usted puede localizarla poniendo sus dedos delante de cada oído y presionando firmemente al abrir y cerrar la boca. Cuando las ATM funcionan correctamente, usted puede abrir y cerrar su boca sin dolor ni molestias.

El Síndrome de Disfunción CraneoMandibular (DCM) es como se denomina actualmente a la función dolorosa o defectuosa de la ATM. La DCM se produce porque se altera la posición de los cóndilos mandibulares en las ATM y es debido a que existen desvíos o desplazamientos de la mandíbula al cerrar la boca porque los dientes no ocluyen -no cierran- de forma correcta. Los factores que favorecen la aparición de este síndrome son: la maloclusión, el bruxismo (apretamiento inconsciente dentario nocturno o diurno relacionado con estrés o ansiedad), y los hábitos perjudiciales (morderse las uñas, masticar chicles continuamente, comer pipas, entre otros).

Este síndrome puede producir dolor en la zona de delante de la oreja y/o chasquidos en la articulación. Si la enfermedad progresa se pueden producir lesiones en los ligamentos y bloqueos que hacen que no se pueda abrir la boca.

El tratamiento de la disfunción CraneoMandibular consiste en reposicionar correctamente los cóndilos mandibulares en las ATM eliminando las interferencias oclusales. El tratamiento puede incluir tratamiento farmacológico, fisioterapia y la utilización de una férula oclusal nocturna de relajación.